Proyecto PEICE Inicial (antes optimist)

El papel de los padres en la educación de sus hijos es fundamental e insustituible. Un ambiente familiar rico en estímulos educativos es el mejor cimiento para una educación de calidad.

NADA NI NADIE SUSTITUYE A LOS PADRES

El papel de los padres en la educación de sus hijos es fundamental e insustituible. Un ambiente familiar rico en estímulos educativos es el mejor cimiento para una educación de calidad. Por esta razón, se ofrece a las familias, en entrevistas personales, un asesoramiento educativo permanente. Además, desde el colegio se sugiere a los padres actividades familiares adecuadas al nivel de su hijo, en conexión con los aprendizajes escolares.

LOS NIÑOS, PROTAGONISTAS DE SU PROPIO APRENDIZAJE

En la edad infantil el pensamiento está unido a la acción. De ahí que el Proyecto aplique un método de trabajo fundamentalmente activo que estimula a los alumnos a participar como protagonistas de su propio aprendizaje, favoreciendo su autonomía y el trabajo en grupo.

El Proyecto trata a los niños con una actitud positiva que atiende su necesidad de seguridad y desarrolla la autoestima, en un ambiente de cordialidad, afecto y respeto.

LA EDUCACIÓN INFANTIL

El período de edad que se extiende desde 1 año hasta los 6 años es de gran plasticidad neurológica y psicológica. Es decir, ese es el momento en que el niño aprende con mayor rapidez, naturalidad y agrado. Es lo que se llama un “periodo sensible”, en el que los niños tienen un gran potencial de aprendizaje, tanto físico–orgánico, como intelectual y moral.